Juego y neurociencia (2/4) – Motivación

Las expectativas del juego pueden condicionar el interés y sus beneficios pedagógicos.

En este segundo artículo sobre la relación entre el juego y la neurociencia hablaremos sobre las recompensas y la motivación.

La neurociencia puede ayudar a comprender los efectos del juego, es entendiendo la gestión de las recompensas en la planificación del juego.

Según varios estudios, si a un niño se le motiva a participar en un juego mediante la entrega de un premio ajeno al juego (motivación extrinseca), este estará menos motivado que si se le motiva con el propio juego. En este caso, el factor motivador no es una consecuencia natural del propio juego. Esto no quiere decir que este tipo de motivación no mejore el proceso de participación y aprendizaje o que sea ineficaz. Según varios estudios la motivación intrínseca es mucho más eficiente.

Ejemplos de este tipo de elementos motivadores de manera extrínseca son:

  • Entrega de premios y recompensas.
  • Premiar a realizar actividades posteriores al juego.
  • Entrega de medallas.
  • ….

Por contra, si se le motiva con aspectos relacionados con el propio juego (recompensas intrínsecas) el interés por el mismo aumentará.

Según un estudio llevado a cabo en la Universidad Strathfield, «la motivación intrínseca favorece la aparición de serotonina en nuestro organismo, mejorando los procesos cognitivos y alivia el estrés».

Ejemplos de este tipo de recompensas se consiguen promoviendo distintas acciones:

  • Animándoles a que cooperen para superar dificultades.
  • Potenciar la satisfacción por las actividades bien realizadas.
  • Poniéndoles retos dentro de la propia actividad que sean cumplibles y atractivos.
  • Haciendo que consigan sorpresas no esperadas como parte del juego.

Esto interés se logran porque una motivación intrínseca requiere de mayor autonomía, genera una mayor satisfacción y precisa creatividad para conseguirlos. Por este motivo, es necesario diseñar juegos que potencien estas experiencias.

Para concluir, podemos decir que la motivación será más eficaz cuando esté más orientada a potenciar la estrategia o el esfuerzo y menos si se centra en el resultado final.

Juego y neurociencia (1/4)

El conocimiento de la neurociencia en la pedagogía del juego puede ayudar a mejorar los resultados educativos.

Con este, Iniciamos una colección de 4 artículos en los que trataremos de mostrar la relación entre la neurociencia y los juegos.

La neurociencia es un conjunto de disciplinas que permiten analizar del comportamiento del cerebro. Es importante tener en cuenta los factores neurológicos de los niños en el desarrollo de actividades lúdicas para poder utilizarlas de manera eficaz. Gracias a esto, podremos conseguir que los juegos tengan una enorme capacidad educativa desde el punto de vista pedagógico.

Según Sergio Pellis (investigador de la Universidad de Lethbridge en Alberta) : «La experiencia del juego cambia las conexiones de las neuronas en la corteza prefrontal del cerebro. Sin experiencia del juego, las neuronas no cambian«. Así pues, ya podemos intuir la importancia del juego en la formación neuronal de los jóvenes y adolescentes. Igualmente, se puede deducir la importancia de la neurociencia para poder planificar y dirigir actividades educativas como son los juegos.

La neurociencia (y por extensión la neuroeducación) recomienda que los niños no estén mucho tiempo inactivos. Han de estar realizando actividades que les permita desarrollar distintas capacidades físicas y neuronales. Por este motivo, es necesario conocer cómo funciona su cerebro.

En los siguientes apartados, mostraremos cómo funciona el cerebro en las distintas fases del un juego para poder utilizar este conocimiento eficazmente. También analizaremos trucos (TIPS) basados en la neurociencia que nos ayudará a mejorar su preparación y ejecución.

Fases del juego desde la visión de la neurología

Las distintas etapas del desarrollo de un juego tiene distintos efectos neurológicos.

Desde el momento en el que se realiza la explicación de un juego hasta su finalización, el cerebro de los participantes se estimula de distintas maneras. Conocer estos aspectos permitirán mejorar sus resultados educativos:

  • 1º FASE: Deseo : Este efecto neurológico se consigue creando expectativa e interés por el juego en el momento en el que se explica su desarrollo. En este momento, se ejercita nuestro cerebro límbico el cual permite la liberación de dopamina que conectaría las diferentes áreas del cerebro y que es la responsable de regular el comportamiento, la atención, el aprendizaje, actividades motoras etc. Así, pues motivándoles en la explicación de un juego y haciéndoselo atractivo antes de iniciarlo, sería posible activar este neurotransmisor.
  • 2º FASE: Acción: Se produce en la propia ejecución del juego y en él interviene la producción de adrenalina. En esta etapa hay una gran activación de nuestro lóbulo prefrontal que es el encargado de las funciones ejecutivas.
  • 2º Fase: Atención: nos permite estar concentrados durante una tarea inhibiendo estímulos que consideramos irrelevantes. Se produce en el mismo momento que la fase anterior: durante la ejecución del juego.
  • 3º FASE: Satisfacción que permite un disfrute de la actividad por cumplir los objetivos marcados. En esta fase se libera la serotonina, encargada de activar los circuitos de recompensa relacionados con la obtención del placer. La serotonina activa los neurotransmisores y ayuda a regular el comportamiento social, el estado de ánimo, mejora la memoria… Por tanto, es importante aumentar los refuerzos positivos en los juegos para que la satisfacción de los logros conseguidos en su desarrollo, ayuden a crear este neurotransmisor.

Todas estos efectos lograrán que el participante obtenga un especial interés por participar en el juego y sus efectos neurológico podrán ser reforzados atendiendo a estos aspectos.

Juego y neurociencia (3/4) – TIPS

Conociendo el funcionamiento del cerebro mejoraremos los efectos educativos del juego.

A continuación describimos varios aspectos que, desde la neurociencia, ayudan a deducir los beneficios del juego a nivel neurológico. Incluimos varios trucos que podrán ayudar a mejorar los objetivos a lograr en el juego desde el punto de vista neurológico:

  • Los juegos con recompensa intrínseca (las que se consiguen dentro del propio juego) producen sustancias químicas en el cerebro que mejoran aspectos como la memoria y otros tipos de aprendizaje. La emoción por la recompensa, produce dopamina que estimula es esfuerzo físico.
  • Al cerebro le interesa lo que cambia y lo que no es constante. El atractivo de la incertidumbre es lo que permite explicar la atracción que mostramos por el juego. La motivación (y por tanto el aprendizaje) se activa en mayor medida cuanto más diferencia hay entre lo esperado y lo que pasa.
    TIP: Planifica cambios en las normas de los juegos durante su ejecución. No expliques todas las normas al inicio de la actividad. No repitas las mismas actividades a los mismos participantes y si lo haces cambia sus normas e incluye nuevas normas.
  • El juego capta la atención y su cerebro se motiva a través de las continuas predicciones que el niño va haciendo.
    TIP: En este sentido, la elección o adaptación del juego es importante porque ha de suministrar los retos adecuados que permitan ir superando actividades y así ir manteniendo el interés y motivación .
  • El desarrollo de la memoria no se beneficia con la ejecución de actividades repetitivas, sino que la memoria se ejercita si se promueve la experimentación, la asociación de sensaciones con el concepto a memorizar y si se asocia con la emoción.
    TIP:  Si quieres realizar juegos que promuevan la mejora de la memoria, ten en cuenta estos aspectos.

Juego y neurociencia (4/4) – Técnicas

Utilizar técnicas neuroeducativas, mejora el interés y atención en el juego.

En los artículos anteriores explicábamos diversos aspectos en los que el juego afecta de manera positiva en los jóvenes desde el punto de vista neurológico.

En este punto, mostramos otras técnicas que pueden ayudar a mejorar la planificación de un juego atendiendo a distintos aspectos relacionados con la neuroeducación:

  • Empieza con algo provocador. Describe la actividad alrededor de una historia atractiva, piensa una frase motivadora, utiliza imágenes atractivas para iniciar el juego o utiliza una reflexión que no les deje indiferentes.
  • Conecta con los participantes. Presenta problemas o situaciónes que les afecten a su vida, relaciones, realidad… y hazlo de forma que lo vean interesante.
  • Haz que quieran y puedan hablar y participar. Crea un clima en el que no exista el miedo a expresarse o actuar. Deja espacio para que construyan sus argumentos y para que sean libres de realizar sus acciones.
  • Introduce incongruencias. El mundo está lleno de ellas. Usa la contradicción, novedad, sorpresa, desconcierto o incertidumbre.
  • Evita la ansiedad. Reduce la presión y no pongas en evidencia a los jugadores. No promuevas que los participantes lo hagan ya que nadie aprende bajo estas condiciones.

Como resumen a todo lo visto, es importante concluir diciendo que «todos podemos ser neuroeducadores en nuestras actividades«. Para tener esta capacidad, es importante conocer la manera en la que trabaja nuestro cerebro. Este conocimiento nos permitirá orientar los juegos para que puedan tener un gran potencial educativo.

Referencias

¿Qué aporta la neurociencia al mundo del aprendizaje?

Neurociencia y educación: ¿cómo podemos jugar, aprender y ser más creativos?

5 propuestas de la neurociencia para mejorar tus clases

¿Porqué jugar nos ayuda a aprender?

Diferencias entre motivación intrínseca y extrínseca.

¿Usamos recompensas para motivar a nuestros alumnos?

Inteligencias múltiples en los juegos

Las inteligencias múltiples es un concepto relacionado a la mente humana, formulado por el psicólogo estadounidense Howard Gardner. Según esta teoría, cada inteligencia humana individual tiene varias capacidades cognitivas desarrolladas en distinta medida (capacidad musical, naturalista, lingúistica…).

Esta distinción entre las distintas capacidades de una persona, rompe con la tradicional concepción que llevaba a medir la inteligencia de las personas bajo unos parámetros muy limitados. Esto, limitaba mucho a nuestros jóvenes ya que se potenciaba las capacidades de aquellos que tenían una mayor capacidad lógico-matemática, frente a los que tenían tendencias artísticas muy desarrolladas u otro tipo de habilidad.

Esta nueva concepción, ayuda a entender que cada persona tenemos unas inteligencias más desarrolladas que otras (en ocasiones no claramente medibles) pero no por ello se debe minusvalorar a un joven por tener desarrolladas capacidades distintas a otro, por el mero hecho que estas no sean medibles o fácilmente reconocibles.

Todo esto, nos lleva a forzarnos a que siempre que realicemos actividades educativas tenemos que tratar de equilibrar estas actividades, para ayudar a potenciar todos estos tipos de inteligencias, haciendo así que todos los participantes fuercen y refuercen sus habilidades y se sientan protagonistas de los juegos a través de los cuales les educamos.

 

Sirva como ejemplo el tipo de juegos que se realizan en determinadas jornadas en el que la velocidad o destreza física es el único objetivo. Estas actividades reforzarán las capacidades de los chavales que tengan más desarrollada este tipo de inteligencia, pero podrá minusvalorar las capacidades de otro participante que no tenga esta habilidad desarrollada, pero por contra si puede tener muy potenciada habilidades comunicativas. Por este motivo, un juego podemos hacer que sea más educativo si realizamos cambios en su concepción para que intervengan factores relacionados con esta u otras capacidades y habilidades relacionadas con las inteligencias múltiples.

Una vez más, se vuelve a demostrar que la capacidad educativa de los juegos los hacen tener una capacidad educativa superior a cualquier otro medio educativo.

El Juego perfecto (3/6) (Definición de objetivos)

Una vez conocida el contexto bajo el que se ejecutará un juego que vimos en el artículo anterior, es el momento de definir los objetivos que queremos alcanzar con las actividades y juegos a planificar. Este, es uno de los aspectos más importantes, ya que si lo realizamos correctamente se podrá explotar todo el poder transformador del juego orientándolo 100% a fines educativos.

Antes, es necesario conocer determinadas características qué han de tener estos objetivos para que sea mas fácil su identificación. El objetivo ha de ser: claro, medible, alcanzable y observable ya que será la mejor manera de que sirvan para el fin que son creados y para que puedan retroalimentar futuras actividades a realizar.

Resultado de imagen para thinking education

Para definirlos correctamente, habrá que dar los siguientes pasos de manera secuencial:

  • Imagen relacionadaIdentificar los objetivos generales: Los objetivos generales definen a muy alto nivel qué se quiere alcanzar con la ejecución de las actividades a planificar.  Es aconsejable definir unos pocos objetivos de este tipo y han de cubrir distintos aspectos de la educación integral de los participantes:
    • Objetivos educativo (sociales, afectivos, culturales, religioso…)
    • Objetivos relacionados con el entorno (respeto medioambiental, conocimiento del entorno (natural o urbano)….)
  • Identificar los objetivos específicos: Se derivan de los objetivos generales y los concretan, señalando el camino que hay que seguir para conseguirlos. Estos objetivos serán un desglose de los objetivos generales.
  • Identificar Objetivos operativos:  A su vez, son también un desglose de los específicos y su definición serán prácticamente la descripción de actividades concretas a realizar. En su redacción el objetivo debe describir tareas concretas que se espera que el joven realice (el joven identificara…, el joven realizará, el alumno pintará…).

A modo de ejemplo, indicamos un ejemplo de cada uno de estos tipos de objetivos:

  • Objetivo General:Resultado de imagen para objectives
    • 1. Iniciarse en la concienciación del respeto a la Naturaleza.
  • Objetivos Específicos:
    • 1.1. Mejorar el conocimiento de la fauna y flora del lugar donde se realizará la actividad
    • 1.2. Sensibilizarse con el cuidado del entorno natural
  • Objetivos Operativos
    • 1.1.1 El chaval aprenderá a escuchar y valorar los distintos sonidos de la Naturaleza.
    • 1.1.2 El chaval mejorará en su capacidad para observar el medio Natural
    • ….
    • 1.2.1 El chaval analizará el impacto del hombre en el ámbito natural.
    • 1.2.2 El chaval recogerá todos los días la zona de juego 
    • 1.2.3 El chaval respetará las normas de limpieza del campamento
    • ….

 

 

Imagen relacionada

 

La identificación de estos objetivos (sobre todo al principio) es una tarea costosa de realizar, pero  a medida que se va teniendo experiencia en su definición se podrán identificar de una manera más ágil y precisa.

Además, identificar los objetivos siguiendo esta metodología, ayudará a mejorar todas las cualidades y capacidades de nuestros jóvenes a través de los juegos, ya que estos serán fácilmente identificados teniendo claro con antelación qué queremos conseguir con ellos.  

Una vez definidos estos objetivos, ya se empieza a vislumbrar las actividades que habrá que planificar para cumplir todos los objetivos identificados. Los juegos que se desarrollen y las planificaciones de todas las jornadas deberán tener como fin, cumplir estos objetivos ya que ellos han sido creados específicamente para una educación personalizada de sus participantes, pero todos estos aspectos los analizaremos en próximos artículos….

Les dejo en este link una breve presentación donde se habla de los objetivos, de su definición y donde se realiza un análisis de una manera muy clara y concisa.

Hasta el próximo artículo!!!!!

 

<< Análisis del contexto        La Planificación >>

La carta del indio Seattle

La respuesta que dio el indio Seattle, al presidente de estados Unidos Franklin Pierce en 1855 ante la propuesta de comprar sus tierras, es estupendo alegato al respeto a la Naturaleza. Este texto, ha sido siempre muy utilizado en diversas dinámicas y juegos orientado a adolescentes para hacerles reflexionar sobre el respeto al medio-ambiente.
La claridad y los mensajes que dejó en esa declaración, se mantienen muy vigentes hoy en día y son un medio muy adecuado para mover las mentes de nuestros jóvenes e ir creando una conciencia de respeto ante a la Naturaleza.

Hemos incluido la carta en nuestra sección de recursos.

En este juego utilizaremos esta declaración como herramienta para hacer reflexionar de una manera muy directa: https://goo.gl/ThZKea

Saboreando Fruta

Imagen relacionadaEn este juego utilizamos la fruta como medio educativo, enseñando así a saborearla y a disfrutar de ella. Este juego es una nueva prueba de que los juegos pueden ser un medio estupendo para educar en varios aspectos: en este caso enseñaremos a comer este alimento tan importante en su alimentación, a memorizar, a colaborar en grupo y a potenciar habilidades sensoriales poco utilizadas en los juegos: gustos, olfato y tacto.

La actividad consiste en una serie de pruebas a través de las cuales los niños disfrutarán de este alimento junto con sus amigos y compañeros.

Un excelente y original juego que os lo recomendamos desde sacodejuegos.com.  En este link podrás consultar sus normas y preparación.

 

Ventajas del juego cooperativo en la educación

A través de los diversos talleres y proyectos  que hemos realizado con niños y adultos, hemos podido observar y verificar que el juego cooperativo ofrece las siguientes ventajas en la educación de los jóvenes:

  • Disfrutar en grupo
  • Mejorar las relaciones entre las personas, el clima y el ambiente del grupo.
  • Convivir en grupo y sentirse responsable de sí mismo y de los demás.
  • Comunicarse positivamente con los demás.
  • Desarrollar el sentido de la responsabilidad social y la capacidad de cooperación.
  • Favorecer la integración.
  • Superar el egocentrismo y desarrollar la empatía.
  • Mejorar la motivación y el interés de los niños.
  • Tener confianza en sus propias capacidades y de los demás.
  • Vivir positivamente los conflictos.
  • Expresar sentimientos y reconocerlos con el fin de comprender y aceptar los de los otros.
  • Incrementar la autoestima positiva y el autocontrol.
  • Además son una herramienta educativa valiosa para los educadores a fin de:
  • Facilitar la observación de los diferentes comportamientos de los niños.
  • Permitir el descubrimiento de habilidades desconocidas.
  • Conocer mejor las interacciones y el funcionamiento del grupo.

 

El juego cooperativo es una herramienta mágica. Os proponemos descubrirla y maravillaros…jugando con ella.

Inscribamos la solidaridad en nuestros corazones. Se trata sencillamente, quedándonos al nivel del juego y de la llamada natural que representa para los niños, de jugar con otras reglas. Transformemos la competitividad en cooperación, descubramos todas las variables posibles, aislemos las recetas…y ¿por qué no? Creemos nuestros juegos de solidaridad.

Queremos vivir el futuro con optimismo, reforzados por la confianza en nosotros/as y confiando en la magia creadora de nuestra imaginación; desarrollemos la comunicación positiva, la cooperación y la resolución no violenta de conflictos; así podremos respirar y contagiar la alegría de vivir. Es un camino al que os invitamos.

 

Olatz Aldabaldetreku
(https://www.linkedin.com/in/itsasoa)

La música en la educación

Es sabido que la música tiene muchas cualidades que le hacen ser un mecanismo para la educación. Bien sea en centros reglados, en actividades lúdicas (juegos) o en cualquier tipo de actividad, la música es un potente instrumento para poder mejorar muchas cualidades.

Resultado de imagen para music benefit

Según diversos estudios, la música es capaz de actuar directamente sobre la zona del cerebro que controlan el procesamiento espacio-temporal, además de otras zonas capacidades.

Entre los principales beneficios se encuentran los siguientes:

  • Refuerza la capacidad de memorizar.
  • Aumenta la coordinación motora.
  • Incrementa el desarrollo emocional (mejora de autoestima y autocontrol)
  • Mejora el razonamiento y habilidades matemáticas
  • Refuerza las capacidades sociales.
  • Desarrolla la creatividad.
  • Mejora la autodisciplina por la necesidad de repetir para mejorar.
  • Mejora capacidades auditivas.
  • Enseña a asumir riesgos

Según algunos estudios existen datos curiosos que refuerzan el poder que puede llegar a tener la música:

  • El corazón puede llegar a cambiar el ritmo al que late para coordinarse con la música que se está escuchando
  • El tipo de música escuchada puede cambiar la forma en la que se interpreta el mundo.
  • Las flores pueden crecer más rápidamente si se les estimula con música.
  • Se ha comprobado que los niños que estudian música tienen un vocabulario más amplio

Es asombroso los beneficios que aporta este arte y por ello desde saco de juegos apostamos por las actividades que utilizan la música como medio de diversión y educación. En nuestro buscador puede utilizar la música para filtrar y encontrar los juegos que la utilizan. A continuación, les identificamos algunos juegos de ejemplo:

  • Oído musical: Donde los jugadores tienen que identificar distintos instrumentos, facilitando así mejorar la identificación de sonidos.
  • Buscando la canción: Los chavales deberán recordar canciones que contengan ciertas palabra y luego deberán cantarlas. Mejorará la memoria y la colaboración en grupo.
  • La silla: Juego clásico en el que los participantes deberán prestar atención a la canción que suene.
  • El globo musical: Para realizar distintas actividades creativas entre las que se incluye el cantar una canción.